sábado, 9 de enero de 2010

Julie and Julia / Cine y gastronomía

Antes que terminara el 2009 vimos en el cine la deliciosa película (no le cabe mejor otro adjetivo) "Julie and Julia" (http://www.lahiguera.net/cinemania/pelicula/3696/sinopsis.php): ¡Nos encantó! De una vez la inclui en mi lista de películas "que rinden homenaje a la buena mesa y al placer compartido" y que ya mencioné en un post anterior.

Es una muy ingeniosa película que establece un contrapunto entre la vida en Francia de Julia Child, la cocinera estadounidense que "enseñó a comer y a cocinar" a sus compatriotas, y la de la contemporánea Julie Powell, amante de la cocina quien sintiéndose frustrada en su vida, en un trabajo que no le satisface, se plantea un buen día hacer en 365 días todas las recetas del libro de cocina francesa de la Child (Mastering the art of french cooking), y documentarlo todo en un blog. Éste es el blog (The Julie/Julia Project), pues Julie Powell es una persona real:
http://blogs.salon.com/0001399/2002/08/25.html

A aquella lista debo agregar también "Un toque de canela" (Politiki kouzina, de Tassos Boulmetis), de la que recuerdo todavía los aromas de las especias en la tienda del abuelo en Estambul), "Chocolat", de Lasse Hälstrom, y "Entre copas" (Sideways de Alexander Payne). Estos tres últimos enlaces los llevarán a un interesante blog que acabo de descubrir "Cine y gastronomía".

¡Feliz año 2010!


No es muy tarde para expresar a todos esos deseos para el nuevo año, ¿verdad? ¡Al fin y al cabo todavía quedan 11 meses completos y casi tres semanas de enero!

Para aquellos lectores no venezolanos que todavía aparezcan por aquí, y que no sepan qué es una hallaca, son esos paquetitos verdes amarrados que se ven en la parte inferior derecha de la foto (pueden ver más detalles en la Wikipedia: http://es.wikipedia.org/wiki/Hallaca).

Este año participamos en su elaboración 10 miembros de la familia: desde mi mamá (86 años), quien comanda las operaciones y vigila que se respete su receta aunque no siempre lo logre, hasta uno de sus bisnietos (7 años). En anteriores ocasiones hemos sido hasta 16. No se trata de un plato vegetariano, aunque la foto puede sugerirlo (lleva también carnes de res, cerdo y pollo) , pero las carnes son menos fotogénicas y estos vegetales estaban muy bonitos.